Las tradiciones más divertidas de las fallas infantiles en Valencia

La plantà de las fallas infantiles

Preparativos emocionantes

La plantà de las fallas infantiles es uno de los momentos más emocionantes para los niños valencianos. Durante varios días, antes del comienzo de las fiestas, los pequeños artistas trabajan arduamente para construir monumentos de cartón, papel y otros materiales.

Es una actividad creativa en la que participan con ilusión y entusiasmo.

Los preparativos incluyen reuniones en los casales falleros, donde los niños debaten ideas, diseñan los monumentos y deciden cómo decorarlos. Es un proceso colaborativo que fomenta la participación y el trabajo en equipo entre los más pequeños de la comunidad fallera.

El día de la plantà

El día de la plantà marca el comienzo oficial de las fallas infantiles. Durante toda la noche anterior, los niños se reúnen para montar y decorar sus monumentos en las calles de Valencia. Es un momento mágico en el que los pequeños artistas se convierten en protagonistas de una tradición centenaria.

En este día, la emoción se palpita en el aire mientras las calles se llenan de luces, colores y música. Los niños, acompañados por sus familias y amigos, ven cómo su trabajo toma forma y se convierte en un monumento que representa su imaginación y creatividad.

Presentación y verificación

Después de montar sus fallas infantiles, los niños tienen que pasar por un proceso de presentación y verificación. Durante esta etapa, los monumentos son revisados por expertos en fallas para asegurarse de que cumplen con los estándares de seguridad y calidad.

Además, los niños tienen la oportunidad de dar un pequeño discurso sobre su monumento y explicar el significado de su diseño. Es un momento de orgullo y alegría para los más pequeños, ya que pueden compartir con todos su trabajo y su pasión por las fallas infantiles.

La Crida Infantil

Un llamamiento a la diversión

La Crida Infantil es un evento lleno de alegría y diversión que marca el inicio de las fallas infantiles en Valencia.

Te puede interesar:  5 consejos clave para viajar durante las fallas en Valencia

Es una ceremonia en la que se invita a todos los niños a participar en las fiestas y disfrutar de los diferentes actos y actividades que se llevarán a cabo durante los próximos días.

Durante la Crida Infantil, los niños tienen la oportunidad de subir al escenario y compartir mensajes de entusiasmo y emoción con todos los presentes.

Es un momento emocionante en el que los pequeños falleros se sienten parte activa de las fiestas y transmiten su ilusión a los demás.

El espectáculo pirotécnico

Uno de los momentos más esperados de la Crida Infantil es el espectáculo pirotécnico. Los niños observan con asombro cómo los fuegos artificiales iluminan el cielo y crean formas y colores inolvidables.

Este espectáculo es una experiencia sensorial única para los más pequeños, que quedan maravillados por la magia que se crea en el cielo nocturno. Es una manera espectacular de dar inicio a las fallas infantiles y de despertar el entusiasmo de los niños por las fiestas.

Baile de las comisiones infantiles

Después del espectáculo pirotécnico, los niños tienen la oportunidad de participar en un baile colectivo. Este baile es conocido como el «Baile de las Comisiones Infantiles» y representa la unión y la diversión de los más pequeños en las fallas infantiles.

Niño riendo durante la quema de una figura de falla en Valencia

Los niños se unen con entusiasmo y energía, bailando al ritmo de la música fallera. Es un momento de camaradería y alegría, en el que los pequeños se divierten y disfrutan de la compañía de los demás niños de diferentes comisiones falleras.

El concurso de paellas infantiles

Fomentando la gastronomía valenciana

El concurso de paellas infantiles es una tradición muy arraigada en las fallas infantiles de Valencia. Es una oportunidad para que los niños demuestren sus habilidades culinarias y preparen una paella siguiendo la receta tradicional valenciana.

Este concurso fomenta la gastronomía local y promueve la importancia de preservar las tradiciones culinarias en las nuevas generaciones. Además, es una actividad divertida en la que los niños pueden experimentar con los ingredientes y aprender sobre la cocina valenciana.

Competencia amistosa

El concurso de paellas infantiles es una competencia amistosa en la que los niños se divierten y disfrutan de la experiencia de cocinar juntos. Aunque hay un elemento de competencia, el objetivo principal es pasar un buen rato y compartir momentos agradables con los demás participantes.

Te puede interesar:  Descubre la entrevista a Ariadna Galan, fallera mayor infantil

Los niños trabajan en equipo para preparar la paella y luego tienen la oportunidad de degustarla y compartirla con los demás. Es una actividad que fomenta la camaradería y la convivencia entre los pequeños falleros.

Premiando la originalidad y el sabor

Al final del concurso, se otorgan premios a las paellas más originales y sabrosas. Estos reconocimientos no solo destacan la destreza culinaria de los niños, sino también su creatividad y talento.

Los premios son un impulso para que los niños sigan explorando el mundo de la cocina y disfruten de la gastronomía valenciana. Además, recibir un reconocimiento por su esfuerzo y dedicación fortalece la autoestima y la confianza de los pequeños falleros.

Conclusión

Las tradiciones de las fallas infantiles en Valencia son una parte fundamental de estas fiestas. Los preparativos emocionantes, la plantà de los monumentos, la Crida Infantil,

el concurso de paellas y muchos otros eventos hacen de las fallas infantiles una experiencia inolvidable para los niños valencianos.

Estas tradiciones promueven la participación, la creatividad y la convivencia entre los más pequeños. Además, son momentos de diversión y alegría en los que los niños pueden dejar volar su imaginación y sentirse parte activa de una tradición arraigada en la cultura valenciana.

Las fallas infantiles en Valencia son un evento único que combina arte, música, gastronomía y diversión. Son una muestra del espíritu de comunidad y la pasión por las tradiciones que caracterizan a los valencianos. ¡No te pierdas la oportunidad de vivir esta experiencia mágica con tus hijos!